Close
rostro

04

dic

Decálogo del paciente de Medicina Estética

La medicina estética es una integración de medicina social (la imagen está en la base de la socialización), de medicina preventiva, curativa y de rehabilitación para la comunidad. Su finalidad última es la construcción y reconstrucción de equilibrio físico y mental.
La SEME en su deseo de estar cerca de los pacientes, les ofrece un decálogo de criterios que deberían seguir para acercarse a la medicina estética de la forma más eficaz y segura posible.

  • Edúquese a sí mismo: No se conforme con un artículo de prensa, televisión o internet, debe comprobar y ver los certificados oficiales que le indiquen que está en una clínica autorizada de medicina estética.
  • Pida todas las explicaciones: El médico estético le realizará siempre una visita y diagnóstico completo antes de cualquier tratamiento. Así mismo le explicará bien todo el procedimiento, limitaciones y posibles complicaciones. Consulte siempre con su médico acerca del “consentimiento informado”.
  • La mejor curación es la prevención: Si empieza a pensar ahora en cómo será dentro de diez años y consulta con su médico-estético, este le indicará la mejor forma de iniciar hábitos de vida saludable para sacar mejor partido a sus tratamientos actuales y que el paso del tiempo sea lo menos nocivo posible para su salud y su imagen.
  • Evalúe las alternativas: Pensar en los posibles métodos de intervención y, en caso de duda, lo ideal es optar por la solución menos invasiva. Es cierto que las técnicas suaves tienen resultados suaves, pero también leves complicaciones. Y siempre puede optar por la solución más invasiva cuando usted lo tenga claro.
  • Diga no a la belleza “rápida e inmediata”: Debe tener cuidado con quien promete demasiado, cuídese de los milagros, de los magos y sobre todo debe tener confianza en el consejo del profesional experto, aunque no sea lo que usted quiere oír. No insistir en “algo más”.
  • Solicite la documentación y el profesional responsable de su tratamiento: Nombre y nº de colegiado del médico que le atiende, detalles de las técnicas de tratamiento realizadas, de los medicamentos o productos sanitarios y de los equipos utilizados (composición, marca, etc.).
  • No dé por sentado el resultado: No debe ir al médico estético como si fuera un paseo o algo inocuo, es un tratamiento médico, por tanto, usted debe pensar y reflexionar, como lo haría ante cualquier otro profesional de la medicina.
  • Explique el objetivo estético de su consulta: Debe describir claramente al médico estético qué quiere lograr, cuáles son sus expectativas y asegurarse de que éste lo ha entendido. Debe pedirle que le informe si la medicina estética es capaz de lograr el resultado esperado y a través de qué medios.
  • No se apunte a modelos inalcanzables: Hay que ser realista, las figuras mediáticas famosas y modelos muchas veces no son “reales”, ya que actualmente existen miles de trucos (casi mágicos) en los medios audiovisuales que son Photoshop. En cambio, pida al médico que le ayude a sacar el mejor partido de sus rasgos y condición.
  • Contacte sólo con profesionales certificados: Consulte el directorio de profesionales y clínicas en la web de la Sociedad Española de Medicina Estética o contactando con su secretaría técnica.

DECÁLOGO EXTRAÍDO DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE LA MEDICINA ESTÉTICA – SEME –
Más información en:
SOCIEDAD ESPAÑOLA DE MEDICINA ESTÉTICA – SEME – www.seme.org

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *